El grupo municipal de Ciudadanos (C’s) en Villaverde ha logrado en el último pleno que todos los grupos políticos con representación en la Junta de Distrito, a excepción del Partido Popular (PP), que se abstuvo en la votación, aprobaran exigir al Ayuntamiento que dote a Villaverde de un mayor número de plazas de aparcamiento gratuitas y de residentes con el objetivo de acabar con los “graves problemas” que sufre el barrio en este sentido.

 

Para C’s Villaverde, las obras realizadas durante los últimos años para reformar o construir nuevas calles en el distrito no han optimizado adecuadamente el espacio, lo que, unido al crecimiento de la población y al incremento de vehículos privados, está ocasionando “graves problemas” de aparcamiento que “no están recibiendo una solución suficiente por parte de las administraciones competentes”.

 

Como ejemplo, el grupo municipal de C’s en Villaverde citó la calle Anoeta, donde se prohíbe aparcar en todo su recorrido, “cuándo sólo sería necesario hacerlo en lugares previos a los pasos de cebra por razones de visibilidad”; la calle Berrocal, cuyas plazas de parking son “insuficientes” para absorber la demanda, dado su carácter comercial; o lo que ocurre en la Gran Vía de Villaverde, que posee amplios carriles pero pocas zonas de aparcamiento, por lo que los coches se ven obligados a utilizar un carril a la hora de estacionar.

 

Por estos motivos, C’s de Villaverde ha propuesto instar al Área de Gobierno de Movilidad y Medio Ambiente a que realice un estudio “exhaustivo” de las necesidades de aparcamiento que requiere el distrito para que se optimicen los espacios destinados a estacionamiento gratuito y se adecúen otros nuevos utilizando solares abandonados o recolocando los elementos de recogida de basura de otra forma, para ofrecer más plazas disponibles.

 

Asimismo, propuso que se realicen los estudios necesarios para que en las zonas de San Cristóbal, Villaverde Bajo, Villaverde Alto y colonia de Los Rosales se establezcan nuevos Aparcamientos Municipales con el mayor número de plazas para residentes posibles, que se sumen a los ya existentes, y que tan sólo aportan un total de 1135 plazas, a todas luces “insuficientes” para una población que supera los 100.000 habitantes.