La formación naranja cuestiono que el sistema de arreglos de desperfectos que esta llevando a cabo el gobierno de Ahora Madrid en Tetuán se esté aplicando de manera correcta, ya que existen muchísimos deperfectos en el distrito a los que no se está dando solución desde la administración.

Una vez formulada la pregunta, el encargado de responder por parte del equipo de gobierno fue el coordinador, que se limitó a una respuesta demasiado simple para lo complejo del tema y para la cantidad de desperfectos que tiene este distrito.

Se limitó a hacer referencia al Informe de la Dirección General del Espacio Público e Infraestructuras. Enumeró los pasos del procedimiento y recalcó el ineludible paso de que se tenga conocimiento de la incidencia mediante la queja o denuncia de algún vecino que se vea afectado por la misma.

Todas las instrucciones que enumeró hasta la subsanación y la final supervisión están reflejadas en las prestaciones que establece el contrato de Gestión Integral de Infraestructuras Viarias de la ciudad de Madrid, por lo que su aportación no tuvo mayor interés que la lectura de las mismas.

Por muy larga y detallada que hiciera la explicación, al final lo que demostró es que tanto procedimiento técnico y tanta burocracia solo funcionan si alguien ha denunciado.

El Portavoz de vocales vecinos de Ciudadanos (Cs) Tetuán dejó claro que los vecinos de Tetuán indició al gobierno de Galcerán que “los vecinos del distrito no tienen por qué realizar un trabajo de inspección que sin duda debería llevar a cabo personal de la Junta, y que para eso lo primero que tendrían que hacer es gestionar adecuadamente los recursos humanos y económicos”. Además aprovechó para indicarle al gobierno que tienen que tener dos personas en la calle evaluando los daños y pasando un informe al área. A su vez el Portavoz de vocales vecinos de la formación naranja recordó “que no pueden esperar a que la oposición haga siempre su trabajo y que traiga a los plenos los desperfectos que existen en el distrito, que además son muchos y variados”. Añadiendo, que “el tiempo se les termina, les quedan 15 meses de gobierno”.

Ahora Madrid respondió que efectivamente hay 2 “recorredores” cuyo trabajo es el de supervisar el estado viario del distrito pero achacó al poco personal disponible la falta de resultados en estas labores, así como a la falta de presupuesto para llevar a cabo los arreglos.

Una vez más Ahora Madrid en lugar de asumir sus errores achaca su mal gobierno y falta de gestión a problemas externos.